Entrevista con Pascual Momparler, máximo responsable de la Copa del Mundo de Ciclocross UCI – Benidorm Costa Blanca 2024

Poco a poco, el polvo levantado por las ruedas de los ciclistas se deposita y la Copa del Mundo de Ciclocross UCI – Benidorm Costa Blanca 2024 se convierte en un bello recuerdo para todos los que formaron parte de ella. Pascual Momparler, CEO de Momparler Cycling, alma máter del evento y máximo responsable de su organización, vuelca en ese fin de semana de competición el esfuerzo de todo un año y el saber hacer de toda una vida. No solamente el suyo: también el de muchas personas que le ayudan para esta Copa del Mundo con la misma devoción con la que colocan las vallas de pruebas infinitamente más modestas e igualmente esenciales para que el ciclismo suceda.

¿Cuál es el sabor de boca global que deja la Copa del Mundo de Ciclocross UCI – Benidorm Costa Blanca 2024?

Terminamos muy contentos. Ha sido una edición en la que nos hemos superado. Hemos hecho las cosas mucho mejor que el año pasado, y se ha notado. El recorrido, por ejemplo, estaba mucho más trabajado. Los aficionados han tenido todo lo que nos pidieron el año pasado y el evento ha crecido bastante.

¿Han sido las carreras de 2024 mejores que las disputadas en 2023?

No sabría decir si han sido mejores en términos absolutos, pero sí sé que han sido carreras que han mantenido al espectador pegado a la televisión hasta la última curva. Ha habido sorpresas, sobresaltos… Todo lo que otras pruebas de ciclocross de esta temporada no ha habido. Todos los aficionados van a esperar la próxima edición de Benidorm Costa Blanca porque sus carreras son divertidas.

¿Ha conseguido la organización lo que buscaba al retocar el circuito?

Sí, hemos conseguido los que buscábamos. Dejamos sin público la subida para que el ‘drone’ pudiera captar imágenes espectaculares. Retocamos ciertos detalles para que una caída o un despiste supusieran el menor perjuicio posible para los ciclistas. Hemos trabajado en muchas zonas para poner doble o triple vallado que separara al público de los ciclistas, con idea de que los ciclistas no se vieran entorpecidos en ningún momento. Son muchos detalles que el año pasado no pudimos cuidar.

¿Sientes que la experiencia del aficionado ha mejorado?

Considerablemente, en efecto. El aficionado ha gozado de unos flujos de circulación mucho mejores dentro del circuito, sin apenas embotellamientos porque el nuevo puente eliminaba de cuajo tres zonas de paso. Instalamos más puntos de comida y bebida que el año pasado, aunque a posteriori nos hemos dado cuenta de que hacen falta incluso más. La Expo Zone ha sido más amplia y ha permitido que los aficionados puedan llevarse a casa un detalle, un recuerdo… Estamos contentos porque creemos que el público percibe nuestro esfuerzo por cuidar los detalles, como los vasos que estaban diseñados muy a conciencia, y eso cala.

Una vez más, Benidorm y la Costa Blanca se han llenado.

El ‘feedback’ por parte del sector turístico ha sido muy positivo, ¡y eso que estos días las instituciones están volcadas en Fitur! Desde la patronal Hosbec nos transmitieron que habíamos batido récords de ocupación un año más. Los hosteleros nos contaban que era imposible encontrar una mesa libre en Benidorm el sábado por la noche. E incluso el mismo domingo se apreciaba un aforo casi completo en los distintos establecimientos porque los aficionados salieron del evento y se quedaron a disfrutar la tarde y la noche en la ciudad.

¿Cómo ha sido el trabajo para montar el evento?

Desde noviembre estamos trabajando ‘in situ’, de la mano del Ayuntamiento de Benidorm. Por poner varios ejemplos: Adecuamos el suelo para que estuviera mejor que el año pasado; colocamos estacas que se quedarán fijas, marcando una senda peatonal; arreglamos las escaleras… Ya el lunes anterior al evento nos pusimos unas 40 personas manos a la obra, cada uno en su parcela, y paulatinamente se fueron incorporando más trabajadores hasta que llegamos a ser 150 poniendo nuestro granito de arena. Una vez terminado el evento, arrancó un proceso de desmontaje que acabamos el martes por la noche.

En 2023 dijiste: “Las caras de los niños no me te olvidarían en la vida”. ¿Qué recuerdo indeleble te llevas de 2024?

Que el grupo de gente que tengo a mi lado siente la misma emoción que yo: la misma con los profesionales que con los niños o los juveniles. Ver que todo el mundo disfruta y se relame con las carreras; que un montador llora al ver la salida del BenidormCX porque entienden lo difícil que es esto; que todo el mundo se siente partícipe… Es una cosa increíble.

Prensa Momparler Cycling